Publica tu Proyecto ahora, es gratis! / ¿Que necesitas para lanzar tu negocio online?
Top
trabajador remoto

Cómo evitar las distracciones si eres un trabajador remoto

El Teletrabajo o el Trabajo remoto, es una de las mejores y más viables opciones para muchas startups de nuestro país. Pero trabajar desde la comodidad de tu casa a veces puede mermar tu productividad. Si eres un trabajador remoto, sabrás bien a que nos referimos.

En este post te contamos algunos trucos para eliminar las distracciones y evitar la procastinación en tu jornada laboral diaria.

8 tips para llevar mejor el trabajo remoto

1. Desarrolla y sigue una rutina para evitar la fatiga

El primer paso para eliminar las distracciones en el trabajo ocurre antes de encender tu ordenador. Tener una rutina y un horario regular puede ayudarte a reducir la fatiga y la procastinación cuando eres un trabajador remoto.

Si siempre escribes por las mañanas y contestas los emails por la tarde, hay dos decisiones menos que tienes que tomar cuando comience tu jornada de trabajo. Despierta, toma café y siéntate a escribir. Come, vuelve a la oficina y abre tu bandeja de entrada.

Cuando ya llevas un tiempo siendo trabajador remoto comienzas a reconocer cuándo eres más productivo y cuándo te distraes fácilmente. Si tienes más energía y concentración por las mañanas, usa ese tiempo para hacer frente a las tareas importantes del día. Si sabes que es más probable que empieces con lentitud, comience el día con un trabajo más fácil y de baja energía para generar cierto impulso.

2. Crea un calendario flexible

Una de las ventajas de tener un trabajo remoto es la flexibilidad horaria. Tener la libertad de organizar tu jornada en función de tu productividad o poder escabullirte y llevar a tu hijo a la guardería o a tu padre al médico puede ser un verdadero beneficio.

Pero con la libertad viene la responsabilidad. Habrá momentos en los que tu equipo espere que estés presente y disponible. Si sabes que tener las notificaciones de Slack activadas arruinarán tu productividad, asegúrate de reservar tiempo más tarde (o antes) durante el día para realizar tu trabajo.

Otro beneficio de un horario flexible es la oportunidad de tomar descansos cuando tu cerebro los necesita. Está bien alejarse y despejarse durante unos minutos. Recuerda que esos descansos deben ser cortos y refrescantes, no están destinados a siestas o a videojuegos.

3. Cancela reuniones

Mucha gente cree que la comunicación entre equipos remotos es mala. Pero cada cuestión o tema no requiere una reunión para funcionar. Puedes compartir documentos en Dropbox o Google Docs, o enviar un correo electrónico. Incluso puedes utilizar Slack o WhatsApp para comunicaciones más instantáneas.

Algunas empresas han instituido días de “no reuniones” para que los empleados puedan centrarse y hacer su trabajo. Lo mejor que puedes hacer es programar todas tus reuniones en un mismo día. Ese día será agotador, ¡pero piensa en todo lo que podrás hacer el resto de la semana!

4. Crea un entorno de trabajo ordenado

¿Está cubierto tu escritorio con montones de papeles, posits y bolígrafos? No es de extrañar que no puedas concentrarte. Todo en tu escritorio está compitiendo por tu atención, y tu cerebro está más que feliz de complacerlo.

Tómate unos minutos al comienzo o al final del día para preparar tu área de trabajo. Lo mismo se aplica para tu escritorio virtual. Si no puedes encontrar los archivos o aplicaciones que necesitas, es solo cuestión de tiempo antes de que “accidentalmente” abras tu aplicación de Twitter y pierdas 30 minutos de un día por lo demás productivo.

Mantén abiertas las carpetas de proyectos y las aplicaciones directamente relacionadas con tu trabajo. Y cierra todo lo demás para evitar la tentación.

5. Descárgate un bloqueador de distracciones

Algunas personas tienen un excelente autocontrol. Pera para el resto de mortales existen los bloqueadores de distracciones.

Estas herramientas están diseñadas para ayudarte a centrarte y mantener la eficiencia al máximo. Hay extensiones para tu navegador (StayFocusd y LeechBlock) e incluso soluciones que combinan el bloqueo de sitios web con el seguimiento del tiempo y las herramientas de productividad (FocusMe). No permitas que la tecnología obstaculice tu productividad. Haz que te ayude a concentrarte.

6. Utiliza música o ruido blanco para bloquear los sonidos y aumentar la concentración

Estás en tu oficina (o en el lugar desde el que trabajas), has cerrado Facebook, estás en modo concentración y has programado 2 horas para conseguir hacerlo todo. El siguiente paso es bloquear todos esos ruidos que podrían alejarte de estas tarea en cuestión.

Cuando se trata de distracciones, los auriculares son como magia. Puedes usar servicios como Focus@Will o Brain.fm para sintonizar sonidos y música científicamente probada para ayudarte a ser más productivo.

También puedes usar aplicaciones como Noizio para escuchar ruido de fondo como una tormenta o el viento. Incluso puede usar tus auriculares sin música ni ruido. Los auriculares puestos son un signo universal de “no molestar”.

7. Usa una lista de tareas o una aplicación

Parte del proceso de eliminar las distracciones es centrarse en la tarea en cuestión. Una de las mejores formas de hacerlo es eliminar la multitarea. Una vez que te distraes de tu tarea principal ya no eres productivo.

Intenta usar una lista de tareas. Hay muchas soluciones digitales, desde algo tan simple como los recordatorios de Apple hasta algo más centrado en el proceso como OmniFocus. O podrías ir por la ruta analógica. Escribe tus 2 o 3 tareas más importantes en una nota adhesiva, pégalas en la parte superior de la pantalla y trabaja ÚNICAMENTE en esas tareas.

8. Usa un sistema de auto recompensa

Seamos honestos: no puedes trabajar durante 6 horas seguidas y hacer un trabajo de máxima calidad. Tu cerebro necesita descansos. Si puedes controlar cuando tomas esos descansos, no cuentan como distracciones, ¿verdad?

Una forma de estructurar tu tiempo es usar la Técnica Pomodoro. La técnica usa un temporizador para dividir el trabajo en intervalos, tradicionalmente de 25 minutos de duración, separados por descansos cortos. Usando esta técnica estructuras el tiempo y te da la oportunidad de ponerse al día con Twitter o, mejor aún, mirar por la ventana dos veces por hora.

También puedes seguir la regla de los 3 minutos. Cada hora, tómate 3 minutos para ocuparte de otras cosas que te hagan más feliz y le den un descanso a tu cerebro.

Tienes a tu disposición cientos de herramientas y procesos para tener éxito como trabajador remoto. Con un poco de planificación y previsión, podrás sacar adelante todas tus tareas diarias desde la comodidad de tu hogar.

¿Buscas proyectos freelance en los que trabajar? ¡Regístrate ahora!


Diseñado por Freepik

Fuente

Talento freelance para lanzar tu negocio online. LanceTalent es un "freelance marketplace” donde emprendedores, autónomos, startups y pymes ejecutan sus proyectos online con los mejores profesionales freelance.

Sin Comentarios

Publicar un Comentario